miércoles, 29 de julio de 2015

Mobile Commerce o mCommerce: Comprar desde tu dispositivo móvil


El comercio electrónico se encuentra en evolución hacia lo móvil. En la actualidad podemos referirnos a dinero y pagos electrónicos, que simplifican para los consumidores la ejecución de transacciones en el lugar y el momento que deseen. También la forma de realizar transacciones de las empresas ha ido cambiando, pasando del punto de venta al carrito de compras electrónico.

Con el mobile commerce tenemos la capacidad de utilizar un dispositivo móvil para pagar facturas y comprar bienes o servicios.

La consultora Goldman Sachs estimó un crecimiento global de las ventas en línea durante la última década, de 68 mil a 624 mil millones de dólares.

Por ello, son muchas las empresas que han decidido enfocarse en el mCommerce para dar facilidad a sus clientes al hacer compras a través de sus dispositivos.

En Estados Unidos el 20% de las ventas en línea fueron realizadas mediante dispositivos móviles; En Reino Unido, eBay informó que tuvo un promedio de ventas de un producto por segundo con mCommerce.

En Latinoamérica se espera que el número de usuarios de mCommerce alcance los 22.31 millones en 2016, tomando en cuenta que tan solo en Mercado Libre 7% de sus ventas son llevadas a cabo por el medio móvil y en el caso de Groupon se llega al 10%.

Los primeros países de Latinoamérica que vivieron esa tendencia fueron Brasil, México y Colombia.

En México el mCommerce representa el 18% del comercio electrónico en el país.

Un motivo por el que se llegan a hacer compras desde los teléfonos celulares, es el tema de la inseguridad, ya que no es necesario acudir a un cajero para retirar dinero, ni trasladarse a una tienda con el riesgo de sufrir un asalto.

Existe un gran interés en el uso de los servicios financieros móviles, sobre todo para el pago de facturas y de productos. Aunque en algunos países de la región continúa siendo bajo el uso de los servicios financieros móviles.
A los distribuidores se les recomienda que si tienen un sitio web (importante contar con uno), lo ajusten hacia el aspecto móvil y hagan una aplicación que sea confiable, segura y de fácil navegación para que sus clientes compren usando sus móviles.












SHARE THIS

0 comentarios: